Masajes para conejos


El masaje es una técnica que se emplea para mantener y mejorar la salud y el bienestar en general. Para los conejitos discapacitados, los masajes tienen la habilidad de proveer beneficios emocionales y físicos, que pueden hacer una verdadera diferencia positiva en sus vidas.  

Entre los beneficios, tanto físicos como emocionales, se encuentran:

  • Incremento de la circulación 
  • Refuerza la confianza 
  • Incrementa la flexibilidad de las articulaciones 
  • Levanta el ánimo 
  • Mejora el tono muscular 
  • Reduce la ansiedad 
  • Ejercita y relaja los músculos 
  • Reduce la depresión 
  • Alivia el dolor 
  • Incrementa el sentimiento de independencia 
  • Incrementa la fuerza y la movilidad en general 
  • Incrementa la conexión entre el conejito y el dueño
Bonnie recibiendo un masaje en la espalda

Aunque el éxito del masaje depende mayormente de la condición individual del conejo y no es, bajo ningún concepto, una cura, creemos que tiene el potencial de beneficiar al conejo. Los conejitos que se benefician de los masajes son los siguientes:

  • Conejos viejos
  • Conejos con artritis 
  • Conejos con splay leg (síndrome de las piernas extendidas) 
  • Conejos con cabeza inclinada
  • Conejos con parálisis 
  • Conejos sin movilidad

Técnicas de masaje


Escoge un lugar en el piso con tu conejo. Hazlo sentir cómodo. Dependiendo de su discapacidad, tendrás que darle apoyo a tu conejito, usando almohadas o toallas enrolladas - lo que sea que necesite para mantenerlo en una posición cómoda y segura. Asegúrate de que se siente firme y seguro. Acaricialo suavemente. Hazle saber que es hora del masaje.

Effleurage o rozamiento

El effleurage se trata de un término francés, procedente de effleurer, que significa rozar o tocar suavemente. Es una técnica de masaje que utiliza roces largos y deslizados. Es una forma excelente de iniciar la sesión de masajes y es la técnica más usada. 

Puede realizarse con las palmas de las manos, la yema de los dedos, los nudillos o, incluso, con los puños (aflojados). La clave es una presión lenta y suave. Piensa en la presión que usarías cuando quieres comprobar la madurez de una fruta. Comienza colocando tus manos en ambos lados de la cara de tu conejo. Acaricia gentilmente y desde las mejillas de tu conejo, deslizate sobre su cabeza y baja por su cuello hacia ambos lados de la columna y termina en su parte trasera y cola. Recuerda hacerlo despacio. Muévete completamente desde la cabeza a la cola, moldeando tus manos al cuerpo del conejo. Cuando termines, coloca tus manos encima del cuerpo del conejito, llévalas hacia su cabeza y comienza el masaje nuevamente. Lo que quieres conseguir son masajes largos, amplios que se deslicen por el cuerpo entero del conejo. 

Esta técnica despierta el cuerpo y los nervios. Es excelente para calentar los músculos, ya que promueve la circulación. También te da la oportunidad de evaluar los músculos de tu conejito y examinar su tensión, nudos o áreas de interés en las que querrás trabajar más tarde. el proceso es muy reconfortante y relajante.

Mientras continuas con los masajes, incrementa la presión un poco. Los masajes suaves crearán una respuesta reconfortante de los músculos. Cuando presionas un poco más, ayudarás a trabajar y distensionar los músculos. Asegúrate de realizarle masajes suaves entre cada serie para darle un descanso a tu conejito. Mientras vas realizando los masajes, te darás cuenta cómo se va relajando tu conejito. 

Petrissage o amasamiento

El petrissage es una técnica que utiliza el amasamiento. Esta técnica usa más presión y debe ser empleada lentamente y en conjunto con el effleurage. 

Puede hacerse con la yema de los dedos, los nudillos, los pulgares o con puños aflojados para las áreas más grandes del cuerpo. Lo mejor es usar la yema de los dedos o los pulgares. Así como con el effleurage, siempre comienza con una presión suave y gentil. Puedes ir ejerciendo una mayor presión, a medida que tu conejito se acostumbra al masaje y entiendes mejor cómo está más cómodo.    
  1. Comienza amasando gentilmente la cara de tu conejo - áreas como las mejillas, el puente de su nariz (nunca cerca a los ojos), la parte de atrás de su cabeza y sus orejas (especialmente, para los belier). Usa la yema de tus dedos para hacer pequeños círculos con una suave presión en estas áreas y amasa los músculos gentilmente. Manten los movimientos lentos y rítmicos. NO amases o realices presión en el cuello de tu conejo. Cuando te concentres en un área por un minuto o dos, hazle un par de masajes effleurage para relajarlo.
  2. Ahora, ve a los hombros de tu conejo. Amasa en pequeños círculos (dependiendo del tamaño de tu conejo, deberán ser pequeños como una moneda) en el área suave a ambos lados de la columna de tu conejo. Muévete lentamente desde los hombros hasta la cadera. Presta especial atención a las áreas más tensas. NO amases directamente la columna. Termina con unos cuantos masajes effleurage.
  3. Por último, ve a las caderas de tu conejo. Usando tus puños aflojados, gentilmente amasa sus caderas en forma circular, suavemente. También puedes amasar en pequeños círculos bajando hacia sus patas. No amases o hagas presión en la parte interna de sus muslos. Termina, nuevamente, con unos cuantos masajes effleurage.    

Siempre termina la sesión con largos masajes effleurage y ánima a tu conejito. La esperanza es que, después del masaje, tu conejito se sienta más relajado, más cómodo y más animado. 

Mini masajeador Wahl

Se puede usar y es altamente recomendado el mini masajeador de la marca Wahl. El nivel de vibración es lo suficientemente suave para los conejos y su pequeño tamaño es perfecto. El masajeador viene con una esponja, que es perfecta para masajes suaves de espalda, hombros, cadera y patas en un conejito con artritis o incapacitado. La vibración ayuda a estimular los nervios y a relajar los músculos, proveyendo un agradable alivio del dolor. Incluso es útil para conejos con parálisis.


Técnicas de masaje de acuerdo a la condición


Artritis 

Intenta tomar las articulaciones de tu conejito a través de su rango normal de movimiento. Levanta una pierna y, gentilmente, imita el movimiento de salto, muy lentamente, flexiona y estira la pierna. La tensión es normal, pero si tu conejo se resiste, podría ser una señal de dolor - así que se precavido. Cuando  le des masajes a un conejo con artritis, trata de no enfocarte en la articulaciones en sí, sino en los músculos alrededor de las articulaciones que le dan problemas al conejito. Una buena hora para darle masajes en cuando se levanta en las mañanas, cuando está tensionado por la posición en la que duerme en la noche. 

El personal del Centro Medico Animal de Nueva York hace una muestra de cómo realizarle los masajes en las extremidades delanteras y traseras aquí y aquí.

Inmovilidad

Los conejitos que tienen inmovilidad, generalmente, permanecen acostados en uno de sus lados. Permanecer en una posición por mucho tiempo, afecta la circulación y puede causar irritaciones. Asegúrate de que tu conejito está en una superficie bien acolchada e intenta cambiar su posición tan seguido como puedas.

Como parte de su sesión de masajes, intenta apoyarlo sobre una almohada y presta atención especial al hacerle masajes en el lado donde se acuesta más a menudo. Usualmente, estos músculos están más tensos, debido a la falta de movimiento y la presión. Gentilmente, coloca tus dedos a los lados y ayuda a estimular los músculos y nervios de esta área y trabaja la tensión.

Parálisis

Los conejos que sufren de parálisis en una o más piernas, generalmente, disfrutan de la reflexología y la sensación del masaje en sus patas. Da pequeños golpecitos con tus dedos en la planta de sus patas (piensa en la forma en la que darías golpecitos a una mesa) para estimular los nervios que se encuentran allí. También puede sentirse bien, si masajeas suavemente entre sus dedos.

Para fortalecer las extremidades delanteras y traseras y evitar que <<engarroten>>, mira los videos que dejamos arriba para que sepas como mover las patas en un rango de movimiento normal.

Posicionamiento

Algo que puede ser útil para los conejos que tienen las patas traseras paralizadas, especialmente aquellos que tienen la oportunidad de que su condición mejore, es una técnica llamada <<posicionamiento>>. Se trata de ayudar al conejito a lograr y mantener una postura normal. Esto los ayuda a trabajar sus articulaciones y la flexibilidad muscular y también les enseña cuál es la postura correcta. Cuando un conejo se acostumbra a una posición anormal, comienza a sentirse normal para él. El posicionamiento puede ayudar a enseñarles cuál es la postura correcta. También puede reducir la rigidez, incrementar el movimiento de las articulaciones y la flexibilidad y a ganar fuerza.

Una posición que puede ser, particularmente, útil para los conejos parcialmente paralizados es una posición de descanso normal o una posición de agazapado, dónde las patas están plegadas debajo del conejito, las patas delanteras están en reposo y su vientre toca el suelo. Si tu conejo necesita apoyo extra, refuerza sus costados con almohadas o toallas enrolladas. Esta técnica también puede ser útil para los conejos con cabeza inclinada. Además de los beneficios psicológicos que vienen con sentirse normal, este tipo de terapia utiliza los músculos y articulaciones que se usan poco y, realmente, ganan fuerza con el tiempo.

*Por favor, ten en cuenta que el posicionamiento debe realizarse con la guía de un veterinario. Una postura incorrecta puede poner una presión no natural en las articulaciones que ya están débiles y potencialmente causar daño. Nunca hales o fuerces las articulaciones en una posición. Manten estas sesiones cortas y continua gradualmente hasta que sepas que tu conejo está cómodo con ellas.  

Cabeza inclinada

Aunque los conejos con cabeza inclinada sí sienten alivio con las técnicas de masajes descritas arriba, debido a su condición particular, hay una terapia adicional que puede realizarse para ellos. Esta terapia se centra en enderezar y masajear su cuello. La cabeza inclinada puede ejercer una presión en los músculos de esa área, por lo que el masaje ayuda a aliviar y, posiblemente, fortalecer esos músculos.

Para masajear un conejo con cabeza inclinada, comienza colocando una mano a cada lado de su cabeza y, suavemente, mueve la cabeza en una poción derecha y normal (o tan derecha y normal que soporte tu conejito). Apoya la cabeza tanto como sea posible y muévela lentamente. Esto aliviara la presión en los músculos del cuello y le dará a tu conejito una sensación momentánea de alivio y normalidad. Manten esta posición por 3 o 5 segundos y suelta. Repite esto solo unas pocas veces por sesión. Luego usa suavemente el masaje petrissage (descrito arriba). Concéntrate en su cuello y haz pequeños círculos (sin presión) para trabajar los músculos de esa área. Solo haz pequeñas sesiones y termina con algunos masajes effleurage (descrito arriba). Estos suaves masajes ayudaran a aliviar y relajar los músculos del cuello y, con el paso del tiempo, podrías ver una mejoría en su inclinación.

Terapia de la zanahoria

<<La terapia de la zanahoria>> es un gran método, en la cual animas a tu conejito con cabeza inclinada a enderezar su cabeza al tentarlo con una zanahoria o cualquier otro alimento que le agrade. La zanahoria funciona como un incentivo para que el conejo estire su cuello y lo ponga en una posición más normal. Aunque esto pueda no funcionar para todos los conejos con cabeza inclinada, esta terapia puede ser un excelente ejercicio para los músculos del cuello y para fomentar momentos de enderezamiento. El siguiente video ilustra cómo se hace esta terapia.



Terapia con calor

Las terapias con calor pueden ser muy benéficas para los conejos con cabeza inclinada. La cabeza inclinada puede tensionar los músculos del cuello y el calor puede soltar esos músculos y darle alivio. Algunos creen que puede mejorar la inclinación al hacerle más fácil al conejo que mantenga su cabeza derecha. Una bolsa de arroz o granos son unos buenos sacos de calor. También puedes usar una media y la llenas con arroz caliente (no tanto que queme) y la amarras con una banda elástica. Colócala en el cuello durante 10 a 15 minutos.  

Cleo tiene cabeza inclinada.
Ella usa un largo cuello hecho en casa relleno de avena para su terapia de calor.

Precauciones


Cuando NO dar un masaje:

  • Después de una comida 
  • Después de hacer ejercicio 
  • Si tu conejo tiene fiebre 
  • Si tu conejo tiene una infección 
  • Inmediatamente después de una cirugía (consulta a tu veterinario antes de intentar darle un masaje) 
  • Cuando un conejo tiene problemas digestivos (consulta a tu veterinario antes de intentar darle un masaje)

*Nunca hagas un masaje en la columna vertebral de tu conejo.
*Nunca amases o hagas presión en el cuello de tu conejo (no confundir con la barbilla o el pecho). Hay una gran arteria ahí. 
*Evita la presión o amasamiento en la parte interna de los muslos de tu conejo. Hay arterías grandes ahí. 


Tips


  • Observa a tu conejito y busca señales de retroalimentación. Si ves a tu conejito con los ojos cerrados, notas su respiración lenta y relajada, escuchas un ronroneo que hace con sus dientes o lo ves adormilado, esas son señales de que tu conejito está disfrutando el masaje. Si tu conejito está tenso, huye continuamente, aplana sus orejas a la defensiva, gruñe o muerde, esas son señales de que tu conejito está incomodo o no le gusta el masaje. 
  • Siempre deja que tu conejo esté a cargo de las sesiones de masaje.
  • Comienza lentamente.
  • Aprende a reconocer qué le gusta a tu conejo.
  • Evita el ruido y las distracciones. Tomate el tiempo de concentrarte en tu conejo y disfrutar, realmente, de darle un masaje. 
  • Se paciente. Observa a tu conejo y busca signos positivos de mejoría, aunque sea pequeña. Pero recuerda que esto toma tiempo. 

Los masajes no tienen por qué ser una actividad complicada. Simples caricias y masajes pueden calmar y reducir la ansiedad y el estrés. Generalmente, los masajes faciales son los que más disfrutan los conejitos con discapacidad y sin discapacidad. Como ejemplo, mira el video de un conejito teniendo un masaje facial (abajo). Lo importante es hacer tiempo para realizar un masaje relajante, concentración, atención y disfrutar el tiempo con tu conejito.




___
Fuente: Disabled Rabbits | Traducción: Conejos Colombia
Imagen de cabecera: ©SpicaSirius  

Compartir:

0 comentarios